Economía Circular

Economía Circular

La situación medioambiental actual y las graves perspectivas del cambio climático, parece hacer urgente la necesidad de implantar un modelo de economía más respetuoso con el planeta, basado en la sostenibilidad y en el desecho de la idea de un planeta de recursos inagotables, como lo es la economía circular.

¿Qué es la economía circular? ¿por qué es necesaria?

En contraposición a la economía lineal encontramos la economía circular que es aquella en la que se realiza un aprovechamiento máximo de los recursos existentes, tanto materiales como energéticos. Es un concepto económico incluido dentro de lo que se denomina desarrollo sostenible.  Para ello se aplican políticas que van encaminadas a conseguir que estos recursos permanezcan el mayor tiempo posible en el ciclo productivo, reduciendo el consumo de bienes y la generación de residuos, así como fomentando la reutilización y reparación. La estrategia más importante es la aplicación de la llamada “regla de las 7Rs” (Rediseñar, Reducir, Reutilizar, Reparar, Renovar, Recuperar y Reciclar).

                La implantación de este modelo es cada vez más necesario ya que el modelo lineal acarrea una serie de problemas como la dependencia entre países para la adquisición de ciertos recursos, que pueden desembocar en conflictos territoriales. Sin embargo, el problema más urgente es la sobreexplotación. Nuestro planeta no es una fuente infinita de bienes, estudios revelan que a este ritmo, en 2050 se necesitarán los recursos de 3 planetas Tierra. Por estas razones, el modelo lineal basado en el consumo indiscriminado de recursos debe ser sustituido por el modelo circular.

Beneficios de la economía circular

                La implantación de la economía circular trae beneficios tanto al ciudadano de a pie como a grandes empresas y corporaciones. Retos tan complejos como el calentamiento global que afecta a toda la humanidad y lo hará en mayor medida en un futuro, podrían solventarse gracias a la aplicación de estas medidas. Entre los beneficios de la economía circular pueden enumerarse:

  • Reducción de costos en empresas, ya que no necesitan tantas materias primas e incluso pueden recuperar parte de lo reciclado a un precio menor.
  • Impulso la sostenibilidad y la protección del medio ambiente.
  • Disminución del total anual de emisiones de gases de efecto invernadero.
  • Rebaja de la presión sobre el medio ambiente.
  • Proporcionar a los consumidores productos más duraderos e innovadores que den lugar a ahorro y una mayor calidad de vida.

Medidas encaminadas hacia la implantación de este modelo y objetivos a corto y largo plazo.

                La UE, que produce más de 2.500 millones de toneladas de residuos al año, trabaja en la reforma del marco legislativo en línea con el objetivo de neutralidad climática para 2050 y de este modo promover un cambio del modelo de gestión de residuos. En marzo de 2020, la Comisión Europea presentó en el Pacto Verde Europeo y conformando parte de la nueva estrategia industrial, un plan de acción para la Economía Circular que abarca propuestas sobre diseño sostenible, reducción de residuos y el llamado “derecho a reparar”. Este último consiste en limitar los productos electrónicos de un solo uso y obligar a los fabricantes a facilitar la reparación de los dispositivos e información referente a la vida útil estimada y la capacidad de reparación del producto. A partir de enero de este mismo año, los fabricantes deberán de etiquetar sus productos con una etiqueta que puntúa del 1 al 10 el índice de reparabilidad en países como Francia.

                En febrero de 2021, se votó en el Parlamento Europeo, el plan de acción sobre economía circular, y se demandaron medidas adicionales para reducir la huella de carbono, sostenibles, libres de tóxicos y circular en 2050, también se incluyen leyes más estrictas sobre reciclaje y objetivos vinculantes de cara al 2030.

Empresas u organismos que apliquen la economía circular a su actividad habitual.

                Se pueden encontrar nombres de empresas importantes que aplican el modelo circular en sus prácticas. Por ejemplo, podemos nombrar Aquaservice (servicio de botellas reutilizables), Ecodicta, (alquiler de ropa), Ecoembes con propuestas como The Circular Lab (2017) y la fundación COTEC que es una de las mayores empresas impulsoras de la economía circular en España.

                Como se puede ver se están haciendo grandes progresos en cuanto al desarrollo de estrategias y políticas que concurran en la implantación de la economía circular. Sin embargo, aún no es suficiente puesto que el reto que se tiene delante es de enorme complejidad. Se verá si poco a poco y en un futuro, se consigue lograr el objetivo de alcanzar una economía totalmente sostenible y lo más circular posible.

Dejar un comentario

Tu correo electronico no será publicado.